viernes, 17 de julio de 2015

The Band - "Rock of Ages" (1972)


Yo como tantos otros, conocí a The Band mediante el célebre "The Last Waltz", último concierto del grupo, en el que fueron acompañados de otras celebridades del rock, y que fue filmado por Martin Scorsese en la imprescindible película por todos conocida.
Aquel mítico concierto tubo lugar en la sala Winterlang de San Francisco un día de acción de gracias de 1976, entonces la formación canadiense confeccionó un cancionero que abarcaba toda su discografía, excluyendo el sobrante "Islands" que fue registrado por motivos contractuales con el grupo ya disuelto.
Es posible que la justa fama alcanzada por el directo póstumo con su correspondiente film haya extendido una alargada y oscura sombra que a alejado de la primera linea a este otro directo que hoy nos ocupa y que fue grabado entre los días 28 y 31 de diciembre de 1971 en el Academy of Music de New York, posteriormente fue llevado a la inmortalidad del vinilo tras su publicación en agosto de 1972.


Pero lo cierto es que esta grabación poco tiene que envidiar a la realizada en Cisco cinco años después, contaban los chicos con menos repertorio del que tirar, exactamente con los cuatro primeros álbumes de su discografía, lo que no es cosa baladí, y a pesar de que las diferencias entre los miembros del grupo habían empezado a ser importantes (en especial la relación entre Robertson y Helm estaba ciertamente deteriorada) y que el disco precedente: "Cahoots" no había respondido a las expectativas comerciales imaginadas y logradas en sus tres primeras masterpieces, la formación gozaba de excelente salud sobre el escenario y no especulaban con la posibilidad de llevar su repertorio al directo tantas veces como fuera posible.
Es por tanto "Rock of Ages" un Lp en directo que abarca la primera y mas gloriosa época de The Band, uno de los grupos mas importantes de la música americana que jamás existió, y lo hace de manera sublime en cuanto a sonidos y como siempre en aquella formación estilísticamente académica.


Cuentan con los arreglos en la sección de viento de Alain Toussant, que resultan definitivos para lograr la exquisitez sónica que muestra el trabajo.
Los cinco miembros del grupo fueron arropados de forma magistral por un conjunto de vientos formado por profesores de la talla de Smooky Young, Howard Johnson, Joe Farrell, Earl McIntyre y J.D. Parron, cuya participación, al dictado de las partituras y arreglos de Toussant, provocan un giro sónico que resulta definitivo, y realza la grandeza de todos y cada uno de los cortes del setlist.
Setlist que resulta impoluto y que recoge como decimos temas de los primeros cuatro álbumes del grupo, así del mítico "Music From Big Pink" (1968) el disco recoge grandiosos cortes como "Caledonia Mission", la frenética composición de Rick Danko y Bob Dylan: "This Wheel's on fire" y la contundente "Chest Fever" iniciada por la improvisación al órgano de Garth Hudson de influencia barroca denominada "The Genetic Method", del inmortal "The Band" (1969) nos encontramos clásicos impresionantemente revisados como: "The Weight", "The night they drove old Dixie Down", "Across the Great Divide", "Rag Mama Rag", "Unfaithful servant" y "King harvest".
También el no menos genial "Stage Fright" añade perlas al trabajo de la categoría de "The shape I'm in", "The W.S.Walcott medicine show" y la propia "Stage Fright", en cuanto al no del todo comprendido "Cahoots" nos tenemos que conformar con un excepcional "Life is a carnival".
Además un descarte de "The Band" titulado "Get up Jake" y las excelentes versiones "Don't do it" popularizada por Marvin Gaye y "(I don't want to) Hang up my rock and roll shoes" de chuck Willis.
Por todo lo apuntado podemos decir que "Rock of Ages" es un excepccional disco en directo, oscurecido por la enorme popularidad de "The Last Waltz" y que hoy reivindico aquí.




Este vinilo se ha convertido en un tiempo record de un segundo en una de las mas preciadas joyas de mi discoteca, cierto que es una POM de la música americana de una de mis formaciones favoritas, cierto que es una edición preciosa, americana y con unas fotos geniales, cierto que además suena de puta madre...todo eso es cierto...pero lo que le convierte en una joya total y absoluta es que se trata de un regalo de unos amigos que son más que eso...ellos Joserra y Johnny si que son genuinos, tienen unas fotos conmigo geniales y son una POM de personas...muchas gracias bros.

2 comentarios:

  1. Tremenda banda esta. Y creo que poco apreciada fuera del círculo de acérrimos musicales. Esta obra no la tengo y debiera. Hace bastante que no les hinco el diente, así que es buen momento. Tengo por aquí el último vals, que tampoco está mal. A pincharlo. Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En mi opinión una banda gigantesca, mi favorita de las americanas, academica y con un poso de sobriedad, música como de anticuario, impermeable al paso del tiempo.
      Este directo es mejor que The Last Waltz te lo aseguro.
      Saludos.

      Eliminar